Dobletes y «gymkanas»

A principios de junio presentamos en Bormujos la antología de M.A.R. Editor Mujeres en la historia (3). La Ilustración; hace unos días anunciaba que volveríamos a hablar sobre ella en La Casa del Libro (c/ Velázquez, 8) Sandra Rodríguez Fernández, Eloína Calvete García, Carmen Martagón Enrique y una servidora. Puede que nos repitamos en algunas cosas, pues de entonces a ahora poco ha cambiado la realidad. Vivimos en campaña electoral, hay partido de fútbol, hace calor, el tráfico es insoportable.

Tampoco muchas de las realidades de las que se habla en este libro han cambiado tanto. Sigue siendo más difícil para las mujeres de hoy en día alcanzar cierta posición, o simplemente que se las escuche. Si este volumen recoge la Declaración de los derechos de la mujer y de la ciudadana de Olympe de Gouges y se cierra con un poema de Mary Chudleigh A las damas y los versos «Esposa y sirvienta son lo mismo, / pues sólo se diferencian en el nombre» y a continuación pensamos en el número de víctimas por violencia de género, pues eso: ya vemos que hay cosas que no terminan de cambiar.

De todo esto hablaremos esta tarde, y de mujeres que hicieron historia silenciosa o que han sido silenciadas en la historia. De pintoras y modistas que vivieron de su trabajo, de luchadoras por la independencia de sus naciones y la abolición de la esclavitud, de mujeres piratas y científicas, de monjas que se encerraron en los conventos para acceder a la cultura, de damas que lucharon por la educación de las niñas, de salonnières que recibían en sus casas a filósofos y políticos que podían y debían cambiar el mundo. También de literatura, y de poetas negras que tuvieron que defender la propiedad de su obra, y de viajeras que dejaron en sus páginas sus preciosas vivencias por Oriente.

Y, por si aún no os pareciera lo suficientemente atrayente el tema, poco después y a pocos metros, en el Círculo Mercantil (c/ Sierpes, 65), se presentará otro libro, este de poesía, Lo que me dejé en la nieve, de Manuel Senra, acto en el que también participaré y en el que comentaré mis impresiones sobre los poemas que lo componen, en el que nos sumergiremos en la nostalgia del sur, en el contraste blanco de la cal y el invierno de Noruega.

Son, diréis, muchas tareas para alguien tan frágil como yo; pero es verdad que a estos dobletes y gymkanas no podemos renunciar porque nos va la vida en ello, y porque, como dice Manuel Senra en su libro, «La vida no se cuenta por los años vividos, / sino por lo que hacemos, o dejamos de hacer». Y yo no puedo dejar de hacer todo lo que hago.

Por eso os invito a que nos acompañéis esta tarde en esta gymkana literaria y disfrutéis, después del debut de la selección en la Eurocopa y antes de que nuestros políticos nos sometan a su particular tortura de hacernos creer que esto va a cambiar, con estos dos libros sobre mujeres y nieve, sobre realidades y sueño, sobre la Ilustración y este siglo que sigue dominado por el frío.

Elena Marqués

Dobletes y «gymkanas»

No se encontraron comentarios.

Nuevo comentario

Los libros que leo

La noche que Luis nos hizo hombres

Se atribuye a Eleanor Roosevelt la famosa frase de «el ayer es historia, el mañana es un misterio, el hoy es un regalo. Por eso se llama presente». Yo confieso que la escuché en la primera parte de la película infantil Kung Fu Panda, en boca del anciano maestro Oogway, famoso por su sabiduría, como...
Leer más

La nostalgia de la Mujer Anfibio

Que Galicia tiene magia es un hecho, una realidad. Si es que magia y realidad pueden conjugarse en una misma oración sin que despierte extrañeza. Aún recuerdo una ruta hace años, a través de las fragas del Eume, hasta Caaveiro. Las vistas desde un puente desde el que se entreveía el monasterio. Y...
Leer más

Canto a quien

Nadie sabe qué es la hierba, Iván. No hace falta que nos lo recuerdes con una cita de Whitman, de quién si no, para anunciar este último libro que es tan tuyo como del americano de las barbas largas y el canto enfervorizado y anchísimo. La hierba, sí. La hierba. Los científicos dirán lo que crean...
Leer más

Algunos animales y un árbol

Bajo la denominación Algunos animales y un árbol podría caber cualquier contenido, especialmente de corte ecológico. Aunque a mí, bromas del subconsciente, este título me ha recordado a otro por igual curioso y que dio mucho que hablar: el del documental de 2017, grabado por el actor español...
Leer más

En el iris el tiempo

No vamos a quejarnos de los últimos años porque todos tenemos motivos para hacerlo. La vida se nos ha puesto patas arriba, irreconocible. Y nosotros mismos hemos cambiado. No solo en costumbres, sino también en carácter. Una de las consecuencias de este desbarajuste, tanto colectivo como...
Leer más

En el río trenzado

Pasamos la vida salvando encrucijadas y planteándonos si habremos acertado en la elección. Dos conjunciones juntas, la copulativa «y» y la condicional «si», que, bajo ese aspecto insignificante, entrañan un gran peligro. Yo misma (pero quién no, diréis) incluí una reflexión acerca de eso en mi...
Leer más

Beernes

En estos tiempos crispados, en que te cruzas con alguien y te saluda directamente con un «pues anda que tú», se hace más necesario que nunca reivindicar el humor. Por eso me declaro hater de aquel fraile de El nombre de la rosa partidario de envenenar a todo el que osara leer el libro de...
Leer más

Todo lo que crece. Naturaleza y escritura

No recuerdo cuándo, ni dónde, aunque sospecho que fue en una de esas entradas facebookianas con las que de vez en cuando me entretengo, leí un acertado comentario sobre el arte de escribir contracubiertas y solapas, entendiendo en este caso el término «arte» en la cuarta acepción del diccionario,...
Leer más

El sintonizador

Ayer, cuando andaba planificando mi entrada de hoy, me enviaron vía WhatsApp un vídeo de lo más inquietante. Un tipo con barbas y excelente dicción explicaba las infinitas posibilidades de la inteligencia artificial. Y lo hacía a través de un ejemplo en el que prestaba su voz a un avatar con su...
Leer más

Las calles del tiempo

Aunque muchas veces los lectores afirmamos que nos gusta meternos en los libros para viajar lejos, más allá de nuestras fronteras, sucumbimos con mayor facilidad a sus historias cuando estas transcurren por nuestros espacios más queridos. Como si, al pasear los ojos por las páginas, camináramos de...
Leer más